La Industria Nacional de Autopartes (INA) continúa en crecimiento en cuanto a cifras de producción, exportación y empleo. De acuerdo con Alberto Bustamante, director de Comercio Exterior y Normalización de la INA, comentó que durante el periodo enero-septiembre de 2018 se logró una producción de 72,880 y el pronóstico para el mismo periodo de 2019 es de 74,735, es decir es un incremento del 2.5%. Y para el cierre de 2019 esperan más de 99,000 millones de dólares, que si es comparado con el del año pasado esperan un incremento del 2.8 por ciento.


En lo que respecta a exportación hacia Estados Unidos de enero a septiembre de 2018 obtuvieron 50,942 millones de dólares, que comparado con la misma fecha pronostican sea de 52,315 millones de dólares, es un incremento del 2.7%, que para el cierre de 2019 pronostican más de 70,000 millones de dólares.


En lo que compete al empleo, se refiere al periodo de enero a julio de 2018, el cual marcó un cierre de más de 859,000 empleos directos, a esto Alberto Bustamante agregó que por cada empleo que se genera en las armadoras se generan 10 en la industria de autopartes, por eso es tan importante esta cifra. Durante el mismo periodo pero de 2019 se obtuvieron 861,610 empleos directos, un incremento de 0.2%.


La INA busca superar para finalizar 2019 los 893,000 empleos directos. 


“El sector de autopartes está ayudando mucho tanto en el pilar económico del país y en la generación de más y mejores empleos, por eso es que este mercado es de los principales generadores de empleo”, agregó Alberto Bustamante.


Contrario a lo que sucede en el sector de autopartes, el automotriz ha caído en sus cifras.


La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) presentó los resultados de producción del periodo enero-septiembre 2019 con un total de 2, 931,326 vehículos producidos en el país. Esto representa una variación de -0.8% respecto al mismo periodo del año anterior.


En cuanto a la exportación del mismo periodo obtuvo un aumento con un total de 2, 583,771 vehículos exportados con una variación de 0.5%. Sin embargo, la venta al público también registró una recesión en comparación al año pasado, con solo 955, 395 unidades vendidas.


Durante el mes de septiembre también se presentó una caída en la producción con 318,906 unidades, una caída altamente similar con la cifra de 320,288 unidades producidas durante el mismo mes de 2018. La venta al público tuvo una variación de -12.3% con un total de 100, 734 unidades vendidas. Asimismo, los vehículos exportados en el mismo mes fueron 284,243 con una variación de -7.1 por ciento.

Eduardo Solís, presidente ejecutivo de la AMIA, comentó que durante los meses de agosto y septiembre el mercado se ve afectado debido a cambios de plataformas, paros técnicos para hacer el retailing, cambio de herramentales; además, destacó como el más importante el de Labor Day en Estados Unidos.


“Labor Day es el primer lunes de septiembre, entonces en el fin de semana anterior a este hay mucho tráfico en las agencias. Es decir, el mes de agosto inusualmente crecieron las cifras por la misma razón por la que ahora Estados Unidos cae. La caída de exportación hacia Estados Unidos es de 11.3% en el mes de septiembre”, dijo.