Llega a Guadalajara para satisfacer al mercado norteamericano

 

La empresa busca ser líder global como proveedor de servicios de fabricación de la industria electrónica

 

En noviembre del 2016, la empresa de origen danés GPV Group dedicada al diseño y manufactura de soluciones electrónicas, mecánicas y mecatrónicas para la industria, llegó a instalarse a Guadalajara, Jalisco.

 

Antes de llegar a suelo mexicano, la empresa ya contaba con 4 plantas de producción en Tailandia y Dinamarca, además de que en el país europeo se encuentran las oficinas centrales.

 

Bo Lybæk, CEO de la compañía, compartió en entrevista que hacia los últimos años, GPV Group ha ido ganando importancia en el mercado norteamericano, por lo que resultaba natural e imperativo crecer hacia este lado del mundo, fortaleciendo su presencia global ahora en 3 zonas horarias distintas.

 

“Tenía sentido crecer nuestra compañía hacia América, tomando en cuenta las necesidades de nuestros clientes. El principal objetivo de establecer una sede aquí es para atender el mercado de Estados Unidos y Canadá”, refirió Bo Lybæk, aunque señaló que el mercado centroamericano y local pueden resultar de interés en una segunda etapa.

 

De entre cuatro ciudades potenciales, se tomó la decisión de establecerse en Guadalajara debido a su ecosistema industrial, especialmente, el dedicado a la electrónica y alta tecnología - condiciones que le han ganado el mote de Silicon Valley mexicano. Asimismo, se tomó en cuenta el sistema de universidades presentes en la región.

 

A nivel global, GPV Group atiende a más de 300 clientes de diferentes giros y se compone de  1,200 empleados, 75 de los cuales laboran en la planta de Guadalajara, misma que abarca más de 5 mil 500 metros cuadrados ubicados en el Parque Industrial Pinar Empresarial.

 

Sin embargo, la compañía se ha caracterizado desde sus inicios por implementar estrategias de crecimiento a corto, mediano y largo plazo, por lo que para la sede tapatía se proyecta dar empleo a cerca de 350 personas hacia 2020; un año antes se prevé una expansión de esta misma planta para ocupar mil 500 metros cuadrados más.

 

Asimismo, el primer semestre del 2017 ha resultado en un aumento de más de 28% en ingresos en comparación con 2016, en parte gracias al trabajo realizado por la planta en Guadalajara, misma que cuenta con tecnología de punta en sus líneas de producción.

 

Industrias atendidas

 

Las tecnologías que desarrolla la empresa se agrupan en 4 áreas principalmente: marina y defensa, cleantech, equipo médico e instrumentación para la industria. En estas dos últimas se especializa la planta en Guadalajara, compartió Bo Lybæk.

 

A fin de satisfacer al sector médico, especialmente, el situado en Estados Unidos y Canadá, la sede en Guadalajara cuenta con certificaciones que avalan procesos óptimos de producción, así como estrategias de mejores prácticas.

 

En tanto, una de las ventajas competitivas de GPV Group para atender el segmento de instrumentación e industria, es su flexibilidad para ofrecer soluciones tanto a grandes empresas como a pymes altamente especializadas en su campo.

 

Recurso humano de alto nivel

 

Una de las estrategias del corporativo danés es consolidar su programa de fábrica de talentos en la sede tapatía, a fin de atraer jóvenes altamente calificados para la industria y capacitarlos en las áreas de interés de la compañía.

 

“Muchas empresas pueden comprar el equipamiento que tenemos. Somos las personas quienes hacemos la diferencia. Los resultados solo se logran a través de la gente. Hemos sido afortunados de poder contratar personal muy calificado aquí en México”, compartió.

 

Más info: GPV inició operaciones en 1961. Al paso de los años, la empresa fue creciendo y absorbiendo compañías de menor tamaño, que lo llevaron a consolidarse como el proveedor de servicios de fabricación de la industria electrónica (EMS) más importante de Dinamarca.

 

Más info 2: La empresa fue adquirida en 2016 por el conglomerado industrial Schouw & Co., también de origen danés.