Ante miembros de la mesa directiva del puente internacional de Donna, así como de empresarios y autoridades locales se realizó la ceremonia oficial de inicio de construcción de la expansión en el cruce fronterizo que conecta a la ciudad de Donna, Texas, con Río Bravo, Tamaulipas.


Se tiene contemplado que sea en abril del 2020 cuando el puente internacional cuente con el carril comercial que permitirá el cruce de aproximadamente 100 camiones por hora.


Carlos Yerena, administrador de la ciudad de Donna, Texas, presidió la ceremonia oficial en la que se anunció el proyecto de expansión del puente que tendrá una inversión de 60 millones de dólares e incluirá un centro de comando, oficinas de procesamiento, área de detención, máquinas de rayos X, carriles para el tráfico comercial y estaciones de inspección que permitirán a las autoridades estadounidenses y mexicanas realizar inspecciones de carga en este lado de la frontera.


“Este es un gran proyecto y una de las características únicas es que será un proyecto modelo, muchos puentes en la región cuentan con diferente tipo de tecnología para hacer más rápido el cruce; sin embargo, este puente contará con dos cosas que lo harán único”, destacó Yerena.


Una característica que distinguirá este cruce es que contará con área de inspección conjunta, de esta manera, tanto las autoridades estadounidenses, como las mexicanas estarán realizando las inspecciones en Estados Unidos, esto permitirá agilizar los cruces y el tiempo de espera de los camiones.


Otro aspecto que hará único a este cruce es que contará con una inversión de 12 millones de dólares en equipo de alta tecnología, equipo especializado para agilizar los cruces.